• Exposición

    Tiburones y rayas. Tesoros de nuestro mar

    Los tiburones actuales son el resultado de más de 450 millones de años de evolución biológica, poblando nuestros mares mucho antes de que apareciesen los dinosaurios. Existen unas 400 especies elasmobranquios (tiburones y rayas) de las cuales 85 habitan las aguas de Canarias. Debido a las temperaturas frías de nuestras aguas, se trata de especies poco agresivas y muy huidizas. Encontrarse con ellas es más una suerte que un peligro.

    Una población suficiente de tiburones permite que el ecosistema marino esté equilibrado ya que regulan la cadena alimenticia impidiendo la aparición de especies invasoras, garantizando así la diversidad e especies. La pérdida de tiburones ha levado al declive de los arrecifes de coral, de los lechos de algas y a la pérdida de pesquerías comerciales.

    Su importancia en la economía tampoco es menor. El incremento del turismo de buceo asociado a la observación de estos animales está estimulando la economía de muchas economías costeras. En las Bahamas, por ejemplo, un solo tiburón vivo “dedicado” al turismo de buceo está valorado en 250.000 dólares, frente a los escasos 50 dólares que se pagan por un tiburón una vez pescado.

    La protección y conservación de los tiburones y rayas es una obligación ética, una inversión económica y una necesidad ecológica.

    ATIRACAN, es una organización ecologista no gubernamental y sin ánimo de lucro, cuyo objetivo primordial es proteger y defender los tiburones y las rayas de Canarias. Concienciar y sensibilizar a la población sobre la importancia de estas especies resulta imprescindible para ello.

    Entre sus acciones destacan:

    • Campaña para que Canarias sea un Santuario de tiburones y rayas. Se trata de una figura internacional de protección, en la que se prohíbe la pesca y el comercio con los productos elaborados a partir de estas especies. La protección de elasmobranquios en el plano internacional es puntual y limitada. Sólo existen 8 en todo el mundo: Honduras, Tokelau, Palaos, Maldivas, Islas Marshall, Bahamas, Dominica e Islas Vírgenes Británicas.
    • Campaña contra la pesca deportiva de elasmobranquios. Existen en Canarias empresas que violan la legislación vigente y pescan estas especies, especialmente al tiburón martillo y el angelote.
    • Campaña por la prohibición del aleteo (finning) de tiburón. Práctica cruel que consiste en cortar las aletas al tiburón y tirarlo de nuevo al mar donde le espera una muerte segura.
    • Lucha contra la venta de productos elaborados a partir de estas especies.
http://lacasadeloscoroneles.org/cnts/themes/loscoroneles